Un mandala es una figura de origen hindú, un símbolo espiritual compuestos por figuras geométricas que giran alrededor de un centro que simboliza el cosmos y la eternidad. Su creación puede tardar incluso semanas enteras de trabajo, pero luego de estudiarlas y contemplarlas, son destruidas pues lo importante no es lo que se crea, sino el proceso creativo en sí. artista colombiana

13

12

5

Para los budistas la destrucción de mandalas tras su contemplación, representa el desapego, lo bello de lo efímero, del cambio constante. ARLETTE YIDIOS hace unos mandalas que son un poco más que efímeros.

La entrevistamos para preguntar sobre su relación con estas impresionantes figuras:

7

Stop Art: ¿Cuál es tu color favorito?¿Qué te recuerda?

Arlette Yidios: Mi color favorito es el azul. Me recuerda a una época de mi infancia cuando vivía en Cartagena y a varias experiencias y momentos en el mar junto con mi familia y amigos. Es un color que me genera tranquilidad, calma y paz interior.

15

 

S.A: ¿Qué clase de arte disfrutas más?

A.Y: El arte moderno.

S.A:¿Qué te inspira?  ¿Dónde buscas inspiración?

AY: Lo que más me inspira es poder viajar y conocer diferentes culturas y colores que definen cada espacio y cada ciudad. Me encanta ver la manera en la que el color le da ambiente y carácter a cada sitio, y cómo a través de este se puede comunicar, alegrar y distinguir.

6

S.A:¿Cuál es el obstáculo más grande al hacer una pieza?

AY: El obstáculo más grande al hacer cada pieza es el tiempo. Siempre me he caracterizado por ser una persona perfeccionista, por lo que le meto todo el esfuerzo y dedicación a cada cuadro para que quede lo más simétrico y atractivo posible.

La mayoría de mis obras las he trabajado por medio de encargos y lo que más trabajo me cuesta es poder calcular el tiempo que me va a llevar realizar cada una. Empecé haciendo estas obras desde que estoy en el colegio y he tenido que aprender a manejar mi tiempo para cumplir con mis responsabilidades como estudiante y como artista. Me encantaría poder crear muchas obras y volver a tener suficientes para exponer.

A pesar de que me demoro haciendo cada pieza, el arte se convierte en una terapia para mí, pues es un espacio donde puedo distraer mi mente de las preocupaciones del día a día y realmente dejarme llevar por la inspiración y la creatividad.

11

9

 

S.A:¿Cómo es el proceso desde que tienes la primera pepita/ chakira en la mano, hasta el final?

AY: Inicio cada pieza pintando el fondo de la mandala y luego midiendo la mitad del lienzo para tener una simetría en la obra. Una vez pego la primera chaquira, voy creando la mandala según la inspiración del momento, por lo que no hago ningún dibujo ni planeación antes. Cada obra es un reflejo de mis pensamientos, mi dedicación y mi paciencia.

En el proceso, utilizo un compás para hacer los círculos y poder seguir un orden. Para mantener la simetría con cada pétalo o cada forma que hago, cuento la cantidad de pepas que tiene cada detalle de la mandala para que así quede lo más perfecto posible.

Para colocar las chaquiras, utilizo una aguja larga que me permite meter varias al tiempo y así agilizar el proceso. Al final, vuelvo a pintar el lienzo, y le aplicó una laca que le da el último acabado.

14

8

Publicaciones Relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>